Ultimas imágenes de Curiosity

"Vera Rubin Ridge", una elevación compuesta de una gran cantidad de óxidos de Hierro, vista por la ChemCam en Sol 1,745
Fobos saliendo de un eclipse.Sol 1730

viernes, junio 04, 2010

Las señales de la tormenta

Publicadas nuevas imágenes del impacto sufrido por Jupiter hace un año tomadas por el Hubble.

Los astrónomos aficionados, que exploran la bóveda celeste por sus propios medios y movidos por la pasión que sienten por el espacio, són una parte más que importante del esfuerzo global que la Humanidad hace en su afan de adentrarse en los misterios cósmicos...hasta el punto que són ellos los que, en ocasiones, realizan descubrimientos que posteriormente los profesionales, provistos de medios tecnologicos infinitamente superiores, estudiarán con mucha mayor profundidad. Y eso fue lo que ocurrió el 19 de Julio de 2009.

Ese día el australiano Anthony Wesley vio que había aparecido una extraña mancha oscura en la región polar sur de Júpiter...tan reciente que nadie más había tenido noticia de ella hasta ese momento. Su anuncio fué toda una revolución para los astrónomos de todo el mundo, que inmediantamente apuntaron sus telescopios hacia el planeta gigante, incluido, claro está, el recientemente reparado y ahora en plena forma Hubble.

No era para menos, pues lo que se tenía delante era la señal del
reciente impacto de un objeto que se habia precipitado y desintegrado en la atmósfera joviana, algo que no se habia visto desde hace 15 años, en 1994, cuando el fragmentado cometa P/Shoemaker-Levy 9 se precipitó contra el planeta en un espectáculo de luz que aún se recuerda. "Este evento solitaria nos cogió por sorpresa, y sólo podemos ver las consecuencias del impacto, pero dice que sí tenemos, afortunadamente, el Hubble capturó en 1994 toda la gama de fenómenos relacionado, incluida la naturaleza de los objetos a partir de observaciones pre-impacto", explica Heidi Hammel, del Space Science Institute, el Colorado.

Las imágenes tomadas por el Hubble ahora publicadas muestran la forma, evolución y desaparición de la mancha oscura a lo largo de cuatro meses...una visión espectacular que, ademas, y comparandolas con las tomadas por el acontecimiento Levy 9, permite deducir el tamaño, trayectoria de llegada y naturaleza del cuerpo responsable. La conclusión es que el responsable fue un pequeño asteroide, de unos 500 metros que se desintegró generando una detonación equivalente a varios miles de bomba atómicas.

Así, por ejemplo, la falta de un halo en la zona de impacto como la que se vió en 1994, y que señalaba la presencia de una nube de partículas que fueron visibles durante largo tiempo, permite deducir que el responsable fue un sólido asteroide en lugar de un polvoriento cometa, y la forma alargada de la región oscura generada (de un tamaño equivalente al Océano Pacífico) indica que llegó desde un ángulo bajo, en lugar del impacto más perpendicular de los pedazos de Lvy 9. A partir de esto último, ademas, un equipo encabezado por Agustin Sanchez-Lavega, de la universidad del Pais Basco, sugiere que dicho objeto pertenecia a la llamada familia Hilda, un grupo situado algo más alla del cinturón principal de asteroides.


Este acontecimiento muestra dos aspectos interesantes: Por un lado como Júpiter, el planeta de mayor tamaño del Sistema Solar y por ello el de mayor y más intenso campo gravitatorio, es un lugar agitado donde este tipo de situaciones se repiten con relativa frecuencia, y por otro como el trabajo de astrónomos aficionados y profesionales, lejos de ir siempre cada uno por su lado, pueden trabajar juntos de forma activa en el descubrimiento y observación de fenomenos celestes inesperados.

La famila Hilda, un grupo de asteroides que, al igual que los Troyanos, parecen sometidos a la "tiranía" gravitatoria de Júpiter. Se cree que el objeto que colisionó con el planeta el 19 de Julio de 2009 formaba parte de ella.

Visión en infrarrojos del primero de los 20 impactos que en Julio de 1994 sacudieron Júpiter.

Júpiter bajo el fuego. Fragmentado en 20 pedazos pero siguiendo la misma órbita que el objeto original, los restos del cometa P/Shoemaker-Levy 9 se precipitaron sucesivamente contra el planeta a lo largo de una semana.

Las señales del bombardeo una vez acabada la tormenta....una sucesión de manchas oscuras señalaba el lugar por donde habían penetrado en la atmósfera joviana los restos del cometa. La comparación de estas imágenes con las tomadas del impacto de 2009 permitió deducir que este último fue protagonizado por un asteroide.

New Hubble Images Zoom In on Asteroid Impact on Jupiter

No hay comentarios: