Ultimas imágenes de Curiosity

Una vista en 360º
Sol 1705

lunes, mayo 18, 2015

Europa a la caza del Metano marciano

NOMAD, el instrumento en parte construido en España que buscará señales de vida marciana.

En enero de 2016 la Agencia Espacial Europea (ESA) lanzará, en colaboración con Rusia, la sonda ExoMars, diseñada para entrar en órbita alrededor de Marte y estudiar en profundidad la atmósfera y el subsuelo del planeta rojo, buscando señales de gases que pudieran tener un origen biológica, y más específicamente Metano, un gas que en la Tierra producen sobre todo los seres vivos y cuyo hallazgo en este planeta supuso una sorpresa en 2004, y que después de diversas dudas, anuncios y desmentidos, finalmente fue confirmado recientemente por Curiosity, añadiendo además una extraña y desconcertante variabilidad a lo largo de su avance por Gale.

¿Cual es su origen? porque es tan variable? Donde se sitúan sus fuentes? Como se distribuye? Para encontrar respuestas la ExoMars estará equipada por el espectógrafo NOMAD (Nadir and Occultation for MArs Discovery), en parte construido por el Instituto de Astrofísica de Andalucía (IAA-CSIC) y que acaba de enviarse a la ESA para su integración en la misión.

"Los datos de 2004 sobre el Metano en Marte no eran concluyentes, porque mostraban una variabilidad imposible", afirma José Juan López Moreno, investigador del IAA que lidera la participación española en NOMAD. "El metano tarda siglos en degradarse, de modo que su abundancia debería ser constante en el tiempo. En cambio, vimos cómo las grandes cantidades de metano que había hallado la misión Mars Express desaparecían a los pocos meses, y no entendemos los procesos que puedan que puedan llevar a su destrucción en tan poco tiempo".

Por su parte, la misión Curiosity, tras más de un año de búsqueda, confirmaba finalmente en 2014 la existencia de trazas de Metano."Hasta este descubrimiento se trataba de medidas locales realizadas por instrumentos no diseñados específicamente para estudiar metano, y el problema estaba algo abandonado porque no había explicaciones plausibles. La detección y su variabilidad nos vuelve a plantear el desafío de buscar explicaciones satisfactorias, que por el momento no tenemos", apunta Miguel Ángel López Valverde, también investigador del IAA que participa en la misión. "De ahí la importancia de NOMAD, que tendrá la llave para solucionar por fin las incógnitas sobre el metano en Marte".

NOMAD tiene una altísima capacidad para medir compuestos minoritarios (hasta cien veces mayor que cualquier otro enviado a Marte hasta la fecha) que empleará la técnica de la ocultación solar. Esta consiste en captar y analizar la luz solar que alcance la sonda cuando, desde su punto de vista, el Sol se está ocultando o saliendo por detrás del limbo del planeta, permitiendo deducir los componentes que forman la atmósfera con una precisión sin precedentes.

"No solo generará el primer mapa global y preciso de metano en la atmósfera de Marte, sino que también lo rastreará, observándolo contra la superficie del planeta rojo para hallar la fuente de producción o desaparición del gas", señala López Moreno (IAA-CSIC). Entre las fuentes de Metano que barajan los científicos se hallan procesos geológicos, y NOMAD será capaz de distinguir también la composición su isotópica para comprobar si tiene este origen o si bien, lo que sería un momento trascendental para nuestra historia, este es biológico.

The Solar Occultation mode (SO) funciona mediante la observación de hasta seis pequeños fragmentos de la gama espectral completa cada segundo. Esto permite observar varios diferentes moléculas que absorben diferentes longitudes de onda.The Limb, Nadir and Occultation mode (LNO) es sensible a los niveles de luz más bajos, facilitando el estudio de la composición de la atmósfera, además de examinar características de la superficie de Marte, tales como el hielo y la escarcha. The Ultraviolet and Visible mode (UVIS) abarcará longitud de onda de entre 200 y 650 nm, proporcionando más información acerca de varias moléculas interesantes, como el ozono, ácido sulfúrico y los aerosoles en la atmósfera.

ExoMars es una misión compuesta de una sonda y un rover de superficie. De momento el lanzamiento de la primera parece claro y decidido para principios de 2016, mientras que aún existen dudas con respecto al segundo, inicialmente previsto para 2018 pero que podría ser retrasado para 2020 por problemas presupuestarios.

El misterio del Metano marciano, uno de los grandes enigmas del planeta rojo que ExoMars buscará responder. 

El instrumento NOMAD resolverá el problema del metano en Marte

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Si lo van a lanzar los rusos espero que no se haga trizas en el lanzamiento. La fiabilidad de los rusos está en entredicho últimamente...

Anónimo dijo...

el Curiosity ya detectó metano y está en capacidad de dilucidar si es biológico o geológico pero la Nasa no ha querido dar esa información aparentemente porque la cantidad medida es muy pequeña pero en mi opinión algo oculta la nasa sobre el metano descubierto por Curiosity (probablemente ya sabe que su origen es biológico)pero necesita mas datos y mediciones para divulgar esta información trascendental ya que señalaría la posible existencia de vida en Marte.

Tokaidin dijo...

Anónimo 1: Yo tampoco lo tengo claro, pero era la única opción después de que la NASA dejara plantada a la ESA

Anónimo 2:No creo que escondan nada, aunque es evidente que cualquier descubrimiento debe ser examinado y vuelto a examinar una y otra vez antes de anunciar nada. las concentraciones de Metano son muy bajas, excepto durante los "picos" transitorios detectados. Se necesita más que eso para lograr los análisis que permitirían tener una idea de su origen.

Personalmente creo que el origen es geológico, pero ojalá me equivoque.