Ultimas imágenes de Curiosity

Una vista en 360º
Sol 1705

miércoles, marzo 29, 2017

Los escenarios de la historia

Oxia Planum y Mawrth Vallis, finalistas para acoger el descenso del rover ExoMars.

Tan importante como construir el propio vehículo hacerlo aterrizar de forma segura es saber elegir el lugar idóneo para ello. Es una decisión crítica, donde deben converger diversos requisitos y que se mueva en un delicado equilibro entre donde nos gustaría ir y donde podemos ir realmente sin asumir riesgos inaceptables. Y acertar es tan determinante como el propio hecho de lograr posarse en la superficie. Si Curiosity, por ejemplo, no hubiera sido depositado en el cráter Gale, con su enorme montaña de sedimentos, sino en un lugar mucho menos propicio en este aspecto, difícilmente podría haber realizado los grandes descubrimientos que acumula. Spirit, por su lado, acabó en una llanura cubierta por antiguas coladas de lava y eso estuvo cerca de hacer inutil su viaje, aunque finalmente alcanzó las colinas Columbia, donde si existían señales del paso del agua.

Son ejemplos que nos recuerda lo importante de esta elección. Por tanto, casi al ritmo en que la sonda propiamente dicha va tomado forma, se desarrolla una intensa actividad detrás del escenario, reuniones y más reuniones para marcar puntos de interés y lentamente, en un proceso que puede durar meses o años, ir estrechando las opciones hasta encontrar la ideal. O al menos la que reúna un mayor consenso entro los expertos.

La misión ExoMars lleva tiempo viviendo este proceso de selección. Y mientras, aunque con retrasos y dificultades financieras, su construcción avanza con la mirada puesta en el 2020, los potenciales lugares donde podría posarse se han ido reduciendo de forma paulatina. Y ahora tenemos ya a los dos finalistas, de los cuales saldrá el ganador definitivo: Oxia Planum y Mawrth Vallis. Por el camino se quedó Aram Dorsum. Oxia Planum, por su parte, ya se había ganado la clasificación en 2015, y solo le quedaba conocer cual sería su contrincante final, ahora ya determinado después de una reunión de dos días con expertos de la comunidad científica, la industria y los integrantes del proyecto ExoMars, que concluyó finalmente que debía ser Mawrth Vallis el elegido para enfrentarse a Oxía en la "batalla final". ¿Cuales son los méritos de uno y otro?

Oxia Planum: Se encuentra en los bordes de una zona donde muchos canales, en su momento excavados por el fluir del agua, desembocan en las vastas llanuras de tierras bajas, y exhibe capas de minerales ricos en arcilla que se formaron en condiciones húmedas hace 3.900 millones de años. Las observaciones de la órbita demuestran que los minerales allí presenten son representativos de los encontrados en una amplia área alrededor de esta región, y eso darían una idea de las condiciones experimentadas a escala global durante esa época de la historia marciana.

Mawrth Vallis: es un gran canal de salida a pocos cientos de kilómetros de Oxia Planum. Toda la región exhibe depósitos sedimentarios ricos en arcilla y una diversidad de minerales que sugieren una presencia sostenida de agua durante un período de varios cientos de millones de años, tal vez incluyendo estanques localizados. Además, fracturas de tonos claros que contienen 'venas' de minerales alterados por el agua apuntan a interacciones entre rocas y líquidos en acuíferos subsuperficiales, y posible actividad hidrotermal que puede haber sido beneficiosa para cualquier forma de vida que pudiera haber existido.

¿Cual de los dos es más interesante, además de ser el más seguro? Desde el punto de vista científico se inicia un largo proceso para identificar sitios específicos donde el rover podría usar su taladro para recuperar muestras de debajo de la superficie y definir posibles recorridos que podría realizar, hasta 5 km desde su punto de aterrizaje para alcanzar el número máximo de sitios interesantes. En cuanto a la ingeniería, los equipos seguirán trazando la distribución y el tamaño de las rocas y los cráteres presentes, documentando los ángulos de las laderas locales y la cobertura de la "arena" suave para asegurar que el aterrizaje y las travesías sean lo más seguros posible

Deberemos esperar un tiempo en conocer el ganador final, aunque ahora, ya con solo dos en liza, el escenario se va definiendo.¿Oxia Planum o Mawrth Vallis? Saber elegir bien determinará, tanto como el propio aterrizaje, el éxito final de este proyecto trascendental.
  
Oxia Planum se sitúa cerca de la desembocadura del sistema de canales de Valles Marineris en las tierras bajas de Marte.

Mawrth Vallis, un canal excavado por una inmensa corriente de agua líquida en una región con señales de haber tenido una presencia prolongada en el tiempo.

Elegidos los dos candidatos finales para el aterrizaje de ExoMars

No hay comentarios: