Ultimas imágenes de Curiosity

"Vera Rubin Ridge", una elevación compuesta de una gran cantidad de óxidos de Hierro, vista por la ChemCam en Sol 1,745
Fobos saliendo de un eclipse.Sol 1730

martes, diciembre 27, 2016

Las credenciales de un nuevo jugador

China presenta sus planes espaciales a medio y largo plazo.

Cada cierto tiempo nuestra mirada se dirige hacia el gigante asiático. Y de forma justificada, ya que su programa espacial, aunque lejos aún de los logros de la NASA o de la desaparecida URSS, sigue avanzando de forma acelerada, cubriendo etapas a un ritmo asombroso sobretodo si se tiene en cuenta que, hasta no hace tanto tiempo, la idea de China en el espacio parecía cosa de broma. La entrada de un nuevo participante en el campo de juego es siempre bienvenida, ya que la competencia es siempre bienvenida, y quizás ayude a despertar de su letargo al programa espacial de los EEUU, lastrado tanto por la auto-complacencia de su hegemonía como por la falta de definición en sus planes a largo plazo, en buena parte esto último por las disputas políticas que siempre los rodean.

Por eso es más que interesante la publicación por parte del gobierno chino de un informe oficial sobre su programa espacial, sus logros este 2016 y, lo que resulta más interesante, sus planes para los próximos. No se trata de elementos desconocidos, ya que algunos de ellos se han mencionado no pocas veces. Entre ellos la Chang'e-5, la primera misión lunar que traerá muestras de la superficie lunar desde las misiones soviéticas de los 70, que se lanzaría a finales de 2017, seguido un año después por un aterrizaje en el otro lado de la Luna, algo en lo que no existe precedente. En Verano de 2020 se procedería al lanzamiento de la primera misión interplanetaria de China, con destino a Marte, y que de forma muy ambiciosa combina un orbitador y un rover. Se confirma también el objetivo de disponer de una estación espacial modular permanentemente habitada para 2022.

También se presetaron toda una serie de misiones científicas, como el satélite meteorológico SMILE y los observatorios WCOM (para el estudio del ciclo del agua), MIT (exploración de la Magnetosfera, Ionosfera y Termosfera terrestre), EP (Astrofísica de alta energía) y ASO-S (Estudio del Sol). 

Más notable es el anuncio de que China "realizará también exploración robótica de los polos sur y norte de La Luna dos veces en los próximos cinco y diez años", según afirmó Wu Yanhua, vicepresidente de la Administración Nacional del Espacio de China (CNSA), durante la conferencia de prensa . Igualmente el documento menciona un plan para intentar recolectar y devolver muestras de Marte alrededor de 2030. Si es así, China podría superar a la NASA, cuyos planes para algo así continúan en el limbo de las disputas presupuestarias, y  podría tener un profundo impacto científico, dependiendo de sus hallazgos.

Y más allá, Júpiter y sus lunas son objetivos ya declarados, mientras que "otros proyectos relacionados se llevarán a cabo para lograr la investigación de las principales cuestiones científicas como el origen y la evolución del Sistema Solar y búsqueda de vida extraterrestre". En esto último podría integrarse el que la exploración de asteroides esté también incluida en la lista de objetivos ahora presentados.

Estos proyectos se incluyeron en un plan de 20 años para la exploración del espacio lunar y profundo, que ahora aparentemente ha sido aprobado oficialmente. Y una clave es el Larga Marcha 9, un cohete lanzador pesado que podría considerarse el equivalente chino del futuro SLS norteamericano, y cuyo desarrollo se activará en los próximos cinco años. 

Menos claro sigue el tema de vuelos tripulados lunares, parta los cuales el desarrollo de dicho cohete es clave para hacerlos realidad. En este aspecto China no está dispuesta a declarar abiertamente este objetivo, y oficialmente solo se están "estudiando la viabilidad de los planes [(de aterrizaje humano) relacionados". Pero hay pocas dudas en cuanto a los eventuales deseos lunares chinos. Los planes militares, o de tecnología que puede también tener un uso militar además del civil, como el sistema de posicionamiento global Beidou, el equivalente del GPS.

En resumen una mirada más que interesante al programa espacial chino y los múltiples campos que esta abordando, ya que las autoridades del gigante asiático consideran el espacio como un terreno vital para el desarrollo económico, científico y tecnológico del país, y por tanto existe la determinación por seguir adelante con su propia carrera espacial, con paso firme y decidido. Y aunque aún está lejos de las capacidades y logros de los EEUU, su programa es sólido y, lo que quizás es más importante, con una línea clara y marcada a corto, medio y, por lo que parece, largo plazo. La voluntad, en ocasiones, es más importante que los medios disponibles. Y esa es, sin lugar a dudas, la mejor credencial de este nuevo jugador.

Marte será escenario de la primera misión interplanetaria de China, completamente independiente. Una gran apuesta, dada la complejidad que tendrá.

La cara oculta de La Luna es uno de los objetivos del programa espacial chino. La cuenca Apolo parece ser, ahora mismo, el lugar más probable para el alunizaje.

Las muestras lunares, replicando los logros soviéticos de la década de los 70, es otra de las metas marcadas.

El Larga Marcha 9 será un coloso a la altura del SLS, y con el se abrirán las puertas a las misiones al espacio profundo. Y las misiones tripuladas a la Luna, aunque de momento China sigue jugando al escondite en este tema.

Júpiter también es una meta para los próximos años, aunque aún no conocemos detalles de como será la misión china, seguramente en una fase muy temprana de desarrollo.

Mientras la ISS podría estar afrontando sus últimas años, con el final marcado en 2024 (o quizás, en el mejor de los casos, en 2028), China podría tener la suya propia operativa y habitada en 2022. 

China outlines its space exploration ambitions

2 comentarios:

Jose Aurelio Castellanos Andres dijo...

ambicion y planes muy concretos se proponen los chinos. seguro que los cosiguen y dan un impulso a la carrera espacial global. una sugerencia tokaidin. hace poco lei por encima que para abril de 2017 hay un proyecto que tratara de fotografiar el horizonte de sucesos del agujero negro supermasivo de la via lactea.(me parece fascinante) seguro que nos puedes regalar un post con este hito y otros que nos esperan para este año. aprovecho para darte las gracias y felicitarte el año. un saludo crack.

Tokaidin dijo...

Pues es la primera vez que oigo hablar de ese tema. Tendré que buscar información.

Y feliz año ;)