Ultimas imágenes de Curiosity

Examinando las ruedas coN la cámara MAHLI. Sol 1729
Fobos saliendo de un eclipse.Sol 1730

jueves, marzo 26, 2015

Una pequeña sonda y una gran misión

La actividad de Mangalyaan se amplia otros 6 meses.

Uno de los factores que limitan la vida útil de una sonda en órbita es el combustible disponible para sus impulsores, necesarios para realizar puntuales ajustes en su trayectoria y también para cambiar la orientación del vehículo en caso necesario, aunque esto último se suele confiar en las ruedas de reacción, que permite dichos ajustes sin necesitad de gastar tan preciado elemento. Cuando este se acaba, la misión acaba, y por ello los equipos en tierra intenta siempre desarrollar estrategias que permiten equilibrar la actividad normal de la sonda con un gasto lo más reducido posible. Que veteranas como Mars Express o Mars Odyssey aún sigan en activo, y posiblemente aún lo estén algún tiempo más, es gracias precisamente a estos delicado juegos de equilibro.

Mangalyaan, la primera sonda de La India a Marte, no es una excepción. Desde el mismo lanzamiento hasta día de hoy sus técnicos en tierra han sido muy cuidadosos en no desperdiciarlo, y dejando de lado la operación de frenado, donde su utilización masiva era inevitable para lograr que la gravedad marciana lograra capturarla de forma definitiva, solo se está recurriendo a el para pequeños ajustes en su órbita. Por ello, al llegar a los 6 meses de vida prevista para ella, las reservas disponibles siguen siendo suficientes para afrontar una prolongación de su actividad.

Y eso es la que confirmó recientemente la ISRO, la agencia espacial india. Con todos sus instrumentos y sistemas aparentemente en buenas condiciones y trabajando de forma satisfactoria, era inevitable que se apostara por seguir con la misión. La flota terrestre en Marte seguirá contando con su presencia activa durante algunos meses más, algo que parece poca cosa si lo comparamos con la más de una década de vida de la Mars Odyssey, por ejemplo, pero nunca hay que olvidar que estamos hablando de una sonda mucho más limitada, que contó para su construcción con un presupuesto extraordinariamente pequeño si se lo compara con sus compañeras orbitales, y que no deja de ser una prueba tecnológica de la ISRO más que una misión científica propiamente dicha.

A pesar de ello su contribución en este último aspecto no es despreciable, y mientras esperamos los datos de su detector de Metano atmosférico, sin duda el instrumento estrella de Mangalyaan desde que Curiosity lo detectará en Gale, aunque sea a cuentagotas se van publicando nuevas imágenes, algunas de las más de 300 que lleva tomadas hasta ahora, cifra que sin duda aumentara con esta extensión. Aunque son un elemento relativamente secundario, ya que misiones como la de la Mars Reconnaissance Orbiter tiene muchísima más capacidad en este aspecto, su órbita tan elíptica le permite capturar en una sola la totalidad del disco marciano, algo que esta último no puede hacer. 

En la exploración de un mundo como Marte, cuya extensión es igual al de todas las tierras emergidas de La Tierra, ninguna sonda está nunca "de más". Todas, sin excepción, representan una ayuda de valor incalculable, incluso cuando su capacidad, como es este caso, el relativamente limitada. Por ello que la pequeña Mangalyaan siga con nosotros un poco más es, sin lugar a dudas, una excelente noticia.

Nuevas imágenes de Mangalyaan, publicadas para celebrar la extensión de su misión durante 6 meses más. 
 
Un esquema de esta sonda, con sus principales elementos. Las ruedas de reacción (Reaction Wheel) permiten ajustar la orientación de la sonda sin necesidad de utilizar los impulsores y gastar por ello el preciado combustible, siendo claves para alargar la vida de una misión orbital.

ISRO extends Mars Orbiter Mission’s lifespan thanks to extra fuel

No hay comentarios: