Ultimas imágenes de Curiosity

Ocaso desde otro mundo.Sol 1880
Ocaso marciano.Sol 1863

viernes, mayo 07, 2010

Las pequeñas semillas

Confirmada la presencia de agua helada y compuestos orgánicos en la superficie del asteroide Themis.

De donde viene el agua que cubre la mayor parte de la superficie de nuestro planeta? Y los compuestos orgánicos que son los ladrillos que conforman la vida tal y como la conocemos? Una de las teorías más aceptadas y con más evidencias a su favor es que fueron los cometas los que llevaron hasta la joven Tierra estos elementos esenciales...puesto que ambos abundan en estos pequeños cuerpos helados y que su numero debió ser mucho mayor en el pasado (y por tanto tambien el ritmo de impactos contra la Tierra) esta opción parece la más sólida y probable.

Y que podría ampliarse a los otros cuerpos menores del Sistema Solar, los asteroides, vistos como lugares secos y rocosos, carentes de cualquiera de estos elementos....hasta ahora. Y es que tras seis años de observación por parte del NASA Infrared Telescope Facility, sitiuado en el observatorio de Manua kea, en Hawai, un equipo de astrónomos liderados por Andrew Rivkin han obtenido datos que parecen confirmar la presencia, en la superficie de 24 Themis (uno de los mayores asteroides del Sistema Solar, con casi 200 Kilómetros de diámetro), de agua helada y compuestos orgánicos en cantidades significativas.

"
Durante mucho tiempo se pensaba que no podrias encontrar ni el equivalente de una taza de agua en todo el cinturón de asteroides entero. Hoy sabemos que podría no solo saciar su sed, sino llenar todas las piscinas en la Tierra ..y algo más", explica Don Yeomans, director de la NASA's Near-Earth Object Program Office.

Este descubrimiento es importante por varios motivos, uno científico y otro practico...lo primero porque implica ampliar nuestro conocimiento sobre estos cuerpos, y con ello la posibilidad de rescribir algunos aspectos sobre su naturaleza y la formación misma del Sistema Solar tal como se habían planteado hasta el momento. Y lo segundo porque podrían convertirse en potenciales lugares de parada para futuras misiones tripuladas: "
Es emocionante porque nos proporciona una mejor comprensión de nuestro pasado y nuestro posible futuro. Esta investigación indica que estos asteroides podrían ser no solo posibles fuentes de materias primas, sino autenticas estaciones de abastecimiento de combustible y agua para la futura exploración interplanetaria".

En las primeras etapas del Sistema solar, cuando los planetas aun era extremadamente jovenes, las colisiones ocurrían con mucha más frecuencia que el la actualidad, fruto de un espacio mucho más saturado de pequeños cuerpos de lo que vemos hoy día...una realidad que dejó su huella permamente especialmente en mundos como La Luna o Mercurio, donde la actividad erosiva es casi nula, ofreciendonos un testimonio mudo de esa época tan lejana. Cometas y asteroides vagaban como enjambres entre los jovenes mundos, y muchos terminaron su vida colisionando contra alguno de ellos...dipositando ellos su preciada carga.

Así fue tanto en Venus, Marte y la Tierra. Pero solo en este último el "regalo" llegado de las estrellas sigue cubriendo gran parte del planeta con un manto azul, y la vida que nació de el sigue vibrando, evolucionando, mirando al cielo en busca del porque de su propio
existencia...como si, de modo instintivo, supieramos como empezó todo.

A pesar de que nos parecen inmensos los océanos representan solo una fracción mínima de la masa terrestres, como se muestra en la ilustración superior, donde se representa a toda el agua existente del planeta concentrada en un solo punto. El resultado dista de ser espectacular, y la posibilidad de que toda o una gran parte llegara mediante sucesivos impactos cometarios y de asteroides ricos en agua realmente parece mucho mas probable si tenemos esto en cuenta.

Mensajeros de vida y muerte...los impactos ocurridos en la Tierra a lo largo de las eras representaron siempre una dura prueba de resistencia para la vida, dando lugar a grandes extinciones en masa. Paradojicamente, pero, sin ellos quizas esa misma vida nunca habría nacido.

La Tierra primigenia bajo un cielo lleno de cometas, mucho más abundantes que en la actualidad...al fondo uno de ellos colisiona contra el océano, dejando en el su carga de agua y compuestos orgánicos.

Scientists Say Ice Lurks in Asteroid's Cold Heart


Scientists Finds Evidence Of Water Ice On Asteroid's Surface

No hay comentarios: