Ultimas imágenes de Curiosity

Examinando las ruedas coN la cámara MAHLI. Sol 1729
Fobos saliendo de un eclipse.Sol 1730

jueves, agosto 13, 2009

Encuentro fatal




Spitzer encuentra evidencias de una violenta colision planetaria.

Algo ocurrió en las cercanías de la joven estrella HD 172555 hace pocos milenos, un evento que dejo una huella en el espectro lo suficientemente clara como para que el telescopio espacial Spitzer la captara con la suficiente claridad, ofreciendo datos que han asombrado a los astrónomos: "Yo nunca había visto nada como esto antes. El espectro es muy inusual", exclama Carey Lisse, científico del Laboratorio de Física Aplicada de la Universidad Johns Hopkins.

Que fue lo que encontró Spitzer en la luz que nos llega de este Sol de apenas 12 Millones de Años fueron las huellas espectrales del silicio amorfo, elemento que puede ser encontrado en la Tierra en tectitas (que se cree tiene su origen en el endurecimiento de lava creada por el impacto de grandes meteoritos ) y en rocas volcánicas obsidianas...a esto se le suma la presenecia de grandes cantidades de monóxido de silicio, nacido de la vaporizacion de rocas, y escombros.

La conclusión de todo ello nos lleva a un único escenario: Unas colisión entre dos planetas, pero una de magnitud brutal...la masa de polvo y restos permiten calcular que los protagonistas de este encuentro fatal tenían un tamaño semejante a nuestros Mercurio y La Luna, y que el impacto ocurrió a una velocidad relativa enorme, 36.000 kilómetros por hora, o lo que es lo mismo, mas de 10 Kilómetros por segundo.

Un choque asi tuvo consecuencias devastadoras...para el planeta de tamaño lunar significo su destrucción total, y el mayor no salio mucho mejor del encuentro: Grandes cantidades de el fueron literalmente vaporizadas, y grandes cantidades de magma fueron proyectados hacia el exterior, siendo esto las fuentes del Monóxido de Silicio, las Tectitas y las Obsidianas detectadas en un anillo alrededor de la estrella. "Esta colisión tuvo que ser enorme y a velocidades increíblemente altas para que la roca se haya derretido y vaporizado. Este es un hecho muy poco frecuente y de corta duración, pero crucial en la formación de planetas similares como la Tierra y las lunas. Tenemos la suerte de haberlo presenciado no mucho después de que ocurriera" explica Lisse.

No es la primera vez que de encuentran evidencias de impacto entre planetas, pero no con esta violencia arrolladora, sino de una naturaleza mucho más "tranquila y lenta"...algo asi, tan veloz y destructivo, que ha generado una gran nube de restos, resulta una novedad.

Este descubrimiento, además, puede enlazarse con la teoría actualmente mas aceptada sobre la formación de nuestra Luna...demasiado grande para que fuera capturada gravitatoriamente por la Tierra y demasiado cercana para que pudiera formase independientemente de ella a partir de la misma nube de materia, la explicación que plausible y que cuenta con evidencias mas sólidas de que sea así, es la que propone que la aun joven y en formación Tierra sufrió el impacto de otro planeta del tamaño del actual Marte...

La colisión habría lanzado grandes cantidades de materia del manto terrestre al espacio, parte del cual permanecio en orbita y termino por formar nuestra actual compañera de viaje. Un tipo de impacto quizás muy parecido al que hace pocos milenos sacudió esa región del espacio.

La joven Tierra, aun formándose, recibiendo el impacto de un planeta del tamaño de Marte...¿pudo ser así como nació la Luna?.

Spitzer Finds Evidence of Violent Planetary Collision

No hay comentarios: