Ultimas imágenes de Curiosity

Ocaso desde otro mundo.Sol 1880
Ocaso marciano.Sol 1863

viernes, febrero 22, 2013

Luz y calor al amanecer

Marat Akhmetaleyev nos ofrece las que podrían ser las mejores fotografías del meteoro ruso.

Con el paso de los días vamos conociendo nuevas vídeos e imágenes del meteoro que cruzó los cielos de los Urales y sacudió la ciudad de Chelyabinsk. Aunque es una zona en general poco poblada el hecho de que pasara por encima de una urbe de cerca de 1 millón de habitantes garantizaba que tendríamos una buena colección de testimonios visuales, en especial si se tiene en cuenta la amplia utilización de cámaras de vigilancia que los últimos tiempos se está extendiendo por el país. Si el bólido hubiera pasado lejos de este centro urbano, aunque no habría pasado desapercibido, dificilmente habría sido poco más que una anécdota, otro visitante más que entra en la atmósfera terrestre cada cierto tiempo y que se precipita en el olvido de los océanos o zonas deshabitadas.

El joven fotógrafo profesional Marat Akhmetaleyev se encontraba tomando imágenes idílicas del entorno rural cuando todo se llenó de luz, un destello tan cegador, acompañado por lo que describe como un calor intenso, que durante un momento pensó que se trataba de una explosión nuclear, seguido varios minutos despues por la onda expansiva que hizo temblar toda la zona y le alcanzó de lleno. A pesar del miedo que confiesa sintió en esos momentos, su profesionalidad se impuso y siguió tomando imágenes. 

Gracias a ello tenemos las que podemos considerar las mejores instantánias del meteoro ruso, en especial aquellas que registraron el "flash" luminoso causada por la detonación de este enorme meteoro (o pequeño asteroide, como lo consideran algunos) con una potencia de 300-450 kilotones, equivalente a unas 30 bombas atómicas de Hiroshima.Un testimonio de lo que, dejando de lado los heridos causados en Chelyabinsk por la rotura de cristales, no causó daños personales...pero cuya historia, de haber sido algo más grande o con una trayectoria más directa hacia la ciudad, podría haber sido muy diferente.

Quizás la fotografías más espectacular de todas, que captó el momento en que el meteoro detonaba, conviertiéndose en una esfera de luz que cegó a Akhmetaleyev:"Cuando el flash llegó a su máxima intensidad noté un fuerte calor en la cara y me dolieron los ojos a causa de lo intolerable del resplandor.Duró apenas una fracción de segundo".


La estela del meteoro y como lentamente se desvanece mientras la luz del naciente Sol comieza a iluminar esta hermosa zona de los Urales.
Aunque la mayor parte del meteoro se desintegró, un fragmento de cierto tamaño terminó alcanzado este lago helado situado cerca de Chelyabinsk, dejando un agujero de 10-15 metros de diámetro en la corteza de hielo.
Otro fragmento golpeó esta fábrica en la propia Chelyabinsk. Fue el único daño directo registrado en la ciudad y afortunadamente sin causas daños personales. 

The most breathtaking pictures yet of Russian meteorite: Photographer captured exploding space rock on camera... despite thinking it was nuclear bomb that would kill him

No hay comentarios: