Ultimas imágenes de Curiosity

Ocaso desde otro mundo.Sol 1880
Ocaso marciano.Sol 1863

sábado, septiembre 04, 2010

A la caza de las rocas rodantes

Que la Luna no es, en absoluto, un lugar tan aburrido como puede parecer en un primer momento es algo que miles y miles de internautas conocen por experiencia propia...y es que a través de Moon Zoo, que forma parte del proyecto Zooniverse que busca poner a disposición del público general a traves de la red todo el material astronómico disponible, para que ellos mismos examinen las imágenes y realizen sus propios descubrimientos. Sin duda uno de los mayores y mas meritorios esfuerzos que se está haciendo actualmente para romper esa barrera que aun, a pesar de todo, separa a la gente de la comunidad científica y astronómica.
Moon Zoo, como su propio nombre indica, es la "sección" dedicada a la Luna y desde donde, en especial a partir de toda la ingente cantidad de material fotográfico que nos está enviado la Lunar Reconnaissance Orbiter, todos aquellos que así lo quieran puedan "explorar" nuestra compañera.

Una aventura que tiene en las "piedras lunares rodantes" una de los objetivos más buscados por parte de todos aquellos que participan en ella...y es que, en medio de las desoladas llanuras, encontrar y seguir las señales dejadas por estas en su movimiento es, ciertamente una aventura, no solo por lo espectacular que resultan visualmente, sino por el cierto misterio que las rodea, pues no está del todo claro que provoco su desplazamiento..¿Impactos de meteoritos? Terremotos lunares? Quizás la explicación está en una de ellas, en ambas o en ninguna, lo cierto es que aun no se sabe con certeza, aunque si parece claro que la baja gravedad lunar lo hace mucho más fácil.


Por ello el trabajo de tantos usuarios, lejos de ser unicamente una curiosidad dedicada a la popularización de la astronomía, tiene una faceta extremadamente útil para los científicos, tal como explica la Dr. Katie Joy, del equipo de Moon Zoo: "Una de las principales razones que estamos pidiendo a los usuarios que busquen las cicatrices dejadas atrás por estas rocas rodantes es ayudar a en las iniciativas de la futura exploración lunar. Aquellas que hayan rodado hacia abajo desde las paredes de un cráter o por las laderas de las montañas como las que había en la zona del aterrizaje del Apolo 17, proporcionarían muestras geológicas que pueden proceder de lo alto de una colina y por lo tanto difícil acceder por un rover o un vehículo tripulado. Si en la planificación de estas misiones se incluyera el seguir el rastro de estas rocas rodantes hasta la zona donde se han originado, tendríamos una estratégia en la recogida de muestras que nos proporcionaría más de la que que habría sido posible sin ella…por lo tanto esperamos utilizar datos de los usuarios de ZooMoon para producir un mapa de las pistas dejadas por estas rocas a través de la Luna".

Nuestro satélite espera...quieres participar en la gran aventura?


Los foros de Moon Zoo están llenos de imágenes de las famosas "piedras lunares rodantes" y los rastros dejados por su avance...puede observarse como algunos pequeños cráteres se han formado posteriormente al paso de estas rocas.

Rocas grandes y pequeñas se desplazaron como una ola a través de la llanura en diferentes direcciones...puede observarse como la roca situada en a la derecha de la fotografía realizó un pequeño giro final, como si hubiera terminado su camino en una depresión o chocando contra una pequeña elevación.

Un rastro a través de un terreno accidentado.

Una solitaria "roca rodante" cruza la llanura.

Otra viajera solitaria, de gran tamaño, dejo su inconfundible huella en el polvo lunar.

Una Roca de gran tamaño dejó un rastro notable, donde su irregular forma imprimió su "huella" en forma de un surco igualmente irregular. Por detrás de ella quedaron otras más pequeñas, entre las que destaca la situada casi en el centro de la fotografía, que hizo un leve giro en su trayectoria antes de detenerse.

Tumbling Boulders Leave Trails on the Moon

4 comentarios:

Oddiseis dijo...

En realidad, mas que rodar, muchas de ellas parecen haber avanzado a saltos, como se aprecia bien en las dos ultimas fotos en las que se aprecia que varios de los trazos son "punteados", aumentado la longitud y perdiendo grosor cada marca conforme se acercan al final de su trayectoria. Supongo que de ahí se podría deducir tanto la velocidad a la que fueron proyectadas como la masa de las propias rocas.

Tokaidin dijo...

Ciertamente, por la baja gravedad lunar,muchas de ellas debieron avanzar "a saltos" la mayor parte de su trayectoria.

ernesto_0022 dijo...

llama mucho la atención la profundidad de las "rodaduras" comparándolas con la profundidad de los cráteres circundantes.
¿Si los segundos son resultado de impactos de bólidos procedente del espacio; que peso tienen las piedras rodantes?

Tokaidin dijo...

No conozco el peso de dichas rocas, pero viendo las imagenes y las huellas dejadas por ellas es evidentemente estamos ante objetos de tamaño y peso más que notable.